Urgell participa en la Peregrinación europeo de jóvenes en Basilea

La Peregrinación europea de jóvenes convocado por la comunidad de Taizé comenzó el 28 de diciembre con la participación de un grupo de 23 jóvenes y monitores del Obispado de Urgell.
19.000 jóvenes de muy diversos países europeos se han dado cita en Basilea, la ciudad entre los Estados de Suiza, Alemania y Francia para orar por la paz. El Hermano Alois les ha recibido con cuatro proposiciones para encarar el nuevo año que está a punto de comenzar: amar la vida, ser testimonio de alegría en medio del mundo, entender el grito de los más vulnerables, compartir preocupaciones y alegrías con las personas de nuestro entorno, hacer red de apoyo entre los cristianos.
En el primer día de peregrinación, el grupo participante de Urgell, encabezado por los dos responsables de grupo, Mn. Ivan Ayala y M. Carmen Girart y el Subdelegado de Juventud, Mn. Gabriel Casanovas, llegó al centro escolar donde fueron repartidos en dos parroquias diferentes y luego se desplazaron hasta las familias de acogida, que los recibieron con comida y con espacios para poderse acomodar.
Los jóvenes están en dos parroquias situadas en el extrarradio, en el campo, en pequeños pueblos de montaña. Ayer participaron en la oración masiva en Saint Jackob Halle, en la que la comunidad hizo extensivas a todos estas cuatro propuestas de vida basadas en la fe, buscada, vivida, compartida y transmitida.
El Hno. Alois les recordó que "quisiéramos dejar patente por los testimonios de los niños y su alegría, su voluntad de amar la vida, por el testimonio de los mártires en la Iglesia copta en Egipto y en tantos otros lugares, que la alegría no debe perderse nunca".