×

Advertencia

JFolder: :files: La ruta no es una carpeta. Ruta: /var/www/vhosts/bisbaturgell.org/httpdocs/images/galeries/201923SMimissions

Inicio del Mes Misionero extraordinario en la Diócesis de Urgell

Con el lema «Bautizados y enviados» el Papa Francisco ha convocado para este octubre el Mes Misionero extraordinario en el centenario de la carta apostólica "Maximun illud" del Papa Benedicto XV, quien quiso dar a toda la Iglesia un fuerte impulso al compromiso misionero de anunciar el Evangelio. Con esta celebración el Santo Padre quiere despertar la conciencia de la misión ad gentes y retomar con un nuevo impulso la responsabilidad de todos los bautizados para proclamar el Evangelio.

El martes 1 de octubre, festividad de Santa Teresa de Lisieux, patrona de las Misiones, se convocaron en toda la Diócesis varias oraciones por los misioneros y misioneras.

En La Seu d'Urgell, el mes misionero extraordinario se inició presidido por el Arzobispo de Urgell, Mons. Joan-Enric Vives. En el Casal Parroquial de Sant Ot tuvieron lugar un par de conferencias a cargo del Vicario General y Rector de la Parroquia, Mn. Ignasi Navarri, que presentó el Mes Misionero Extraordinario y algunas iniciativas concretas para vivirlo en las parroquias y a cargo del Sr. Francesc X. Galindo, que ver una presentación histórico-documental de la iglesia "La Misión" de La Seu d'Urgell. La iglesia de la Misión está ubicada en la calle Sant Josep de Calasanz, en el casco antiguo de la capital urgelitana. En este lugar se había emplazado el primer seminario del Obispado de Urgell, mandado por el Concilio de Trento, y fundado en 1592 por el obispo Andreu Capella (1.529-1.609). El templo actual fue construido en 1899 en el edificio del antiguo seminario, el cual había sido cedido -catorce años antes- a la "Congregación de los Misioneros Diocesanos de Sant Ermengol" por voluntad del Obispo Salvador Casañas Pagés (1834 a 1908 ). La "Congregación de los Misioneros Diocesanos de Sant Ermengol" había sido fundada el 25 de febrero de 1885 para que estos misioneros fueran enviados a las parroquias para evangelizar y anunciar el Evangelio a las Parroquias. También fue sede de la Acción Católica y locales parroquiales.

Posteriormente, en la iglesia "La Misión" tuvo lugar una Eucaristía para iniciar con solemnidad el mes misionero extraordinario que fue presidida por el Arzobispo Joan-Enric y concelebrada por los Vicarios Generales de la Diócesis, Mn. Josep M. Mauri y Mn. Ignasi Navarri; por el Delegado diocesano de Misiones, Mn. Jaume Soy y por otros sacerdotes de la ciudad.

En su homilía el Arzobispo Joan-Enric destacó cómo el mes misionero extraordinario convocado por el Papa Francisco tiene un lema que es "Bautizados y enviados: la Iglesia de Cristo en misión en el mundo", y desarrolla 4 dimensiones señaladas por el mismo Papa Francisco para vivir este camino: oración, testimonio, formación y caridad. Los medios deben ser:
  • Oración: el encuentro personal con Jesucristo vivo en su Iglesia: Eucaristía, Palabra de Dios, oración personal y comunitaria.
  • Testimonio: los santos, los mártires de la misión y los confesores de la fe, que son la expresión de las Iglesias esparcidas por todo el mundo.
  • Formación: bíblica, catequética, espiritual y teológica sobre la misión.
  • Caridad misionera: ayuda material para sostener el gran trabajo de evangelización, de la misión ad gentes y de la formación cristiana de las Iglesias más necesitadas.
Mons. Vives subrayó cómo necesitamos alimentar el ardor de la actividad evangelizadora "ad gentes" de la Iglesia, es decir "afuera", hacia los que aún no conocen a Jesucristo y su Evangelio de amor, que antes pensábamos que eran en continentes lejanos, y ahora descubrimos que están muy cerca de nosotros, y que nosotros mismos estamos en "tierra de misión". La fe se comparte por atracción y no por imposición como dijo San Juan Pablo II "la fe se propone y no se impone". El Arzobispo animó a desvelar este sentido de universalidad en las iglesias locales, a imitación de Sta. Teresita del Niño Jesús, y recordó que la compartición es el nombre de la caridad, porque "dando se recibe". Esto se experimenta especialmente cuando una diócesis es capaz de dar un poco de lo que le es propio, para enriquecer a otra y enriquecerse así mutuamente. Y destacó cómo la Diócesis de Urgell y Cataluña había sido tierra de grandes misioneros como San Pedro Claver, San Antonio Mª Claret y San Francisco Coll.

El acto interdiocesano para vivir el mes misionero extraordinario llegará el sábado día 19 de octubre a Montserrat y lleva por nombre «Tren Misionero». Será un encuentro para la reflexión y la celebración abierto a niños, jóvenes, comunidades religiosas, sacerdotes, misioneros, familias... El punto de encuentro será a las 9.30 h en la estación del Cremallera de Monistrol desde donde se subirá hasta el Santuario. Se puede encontrar más información y el formulario de inscripción en la web www.csf.es/trenmissionerdomund2019, en las respectivas parroquias o en la Delegación diocesana de misiones.

La editorial de la Hoja Dominical del domingo día 29 de septiembre del Sr. Arzobispo nos anima a vivir y orar durante este mes de octubre para las Misiones.