75 aniversario de la entronización de la imagen de la Virgen de Montserrat

El día 14 de mayo, por la tarde, en la Misa pascual del Domingo V de Pascua, en la S.E. Catedral Basílica de Sta. Maria d'Urgell, tuvo lugar el acto conmemorativo de la Diócesis de Urgell por el 75 aniversario de la entronización de la imagen de la Virgen de Montserrat.

La Eucaristía fue presidida por el Arzobispo de Urgell, Mons. Joan-Enric Vives, y concelebró el P. Joan Maria Mayol, Rector del Santuario de la Virgen de Montserrat y los Vicarios Generales de Urgell, Mn. Josep M. Mauri y Mn. Ignasi Navarri, así como los seminaristas y fieles.

La homilía de la Eucaristía la predicó el P. Mayol que destacó su alegría por poder celebrar en la Diócesis de Urgell la fiesta del 75 aniversario de la entronización de la imagen de la Virgen de Montserrat. El motivo es que se conmemora el 75 aniversario de la entronización de la imagen de la Virgen de Montserrat en su trono actual. Las fiestas del 27 de abril de 1947 fueron muy importantes porque se considera que marcaron decididamente el comienzo de un despertar religioso y cívico de Cataluña. Montserrat apareció más que nunca como referente espiritual, cultural y social en Cataluña, capaz de impulsar todo tipo de propuestas en favor de la cultura y la lengua del país. A partir de ese momento, se revitalizaron las peregrinaciones y la Cofradía de la Virgen de Montserrat –de la que en 2023 se cumplirán 800 años de su fundación–, se reanudó de nuevo la Vigília de Santa María en la víspera de su fiesta y la ofrenda de las tradicionales lámparas votivas. En el ámbito social, se estuvo atento a todo el pensamiento renovador en una sociedad que empezaba a forjar caminos de libertad pensando en una transición democrática. La ofrenda del trono fue un signo de fraternidad en aquellos momentos en que la sociedad catalana estaba rasgada por la posguerra; por eso, con razón, esta ofrenda a la Virgen María se llamó el Trono de la Reconciliación.

Al final de la Misa el P. Mayol quiso agradecer al Arzobispo Joan-Enric su estima y aprecio por Montserrat, la comunidad benedictina de monjes y el hecho de que fuera uno de los impulsores dentro de la Conferencia Episcopal Tarraconense del reimpulsar la cofradía de la Virgen de Montserrat. Destacó cómo hace un año, en 2021, se instaló en la Catedral de Sta. María de Urgell, una nueva imagen de la Virgen de Montserrat que el arzobispo Joan-Enric Vives ofrenó. La imagen quedó instalada en la Capilla lateral donde reposan los 7 beatos mártires de Urgell, Mn. Josep Tàpies y compañeros, quedando así unidos en un mismo fervor y devoción la Patrona de Cataluña y los queridos presbíteros diocesanos mártires de la persecución religiosa de 1936-1939 en España.

Una hermosa procesión de los fieles con lámparas en sus manos concluyó la celebración eucarística mientras se cantaba el “Rosa d'abril” y en procesión se fue hasta los pies de la imagen de la Virgen de Montserrat. Ante la imagen el Arzobispo rezó con la “Visita espiritual a la Virgen de Montserrat del Obispo Josep Torres i Bages” y todos los fieles rezaron juntos la “Oración de conmemoración y de acción de gracias por los 75 años de las fiestas de la entronización de la Imagen de la Virgen de Montserrat en su trono”. La bendición apostólica final y el canto del Regina Caeli cerraron la gozosa celebración.