Jornada diocesana de catequistas en La Seu d'Urgell

El día 29 de octubre en el Seminario diocesano de La Seu d'Urgell tuvo lugar la tradicional Jornada diocesana de catequistas, que cada año reúne al iniciarse el curso, a los catequistas de las parroquias de toda la Diócesis. Presidida por el Arzobispo Joan-Enric y por el Vicario episcopal y delegado diocesano de catequesis, Mn. Antoni Elvira, cerca de un centenar de catequistas y curas se reunieron para profundizar en el tema de “La belleza de la transmisión de la vida cristiana”. El ponente de la Jornada fue Eloi Aran Sala, arquitecto y teólogo, Jefe de área pastoral y socioeducativa de la Fundación Escuela Cristiana de Cataluña que en la actualidad está formada por 395 escuelas, en las que se educan 252.000 alumnos de los diferentes niveles y etapas del sistema educativo y atendidos por 19.800 profesores y 3.800 personas de administración y servicios.

Al iniciarse la Jornada el Arzobispo de Urgell, Mons. Joan-Enric Vives, saludó a los catequistas y presentó al ponente, destacando la importancia del ministerio catequético tal y como lo ha querido subrayar el Papa Francisco con la institución del ministerio instituido del catequista.

Eloi Aran introdujo la Jornada citando a Benedicto XVI y a su encíclica “Deus caritas est” (2006): «La naturaleza íntima de la Iglesia se expresa en una triple tarea: el anuncio de la Palabra de Dios (Kerygma-martyria), celebración de los Sacramentos (Leiturgia) y servicio de la caridad (Diakonia). Son tareas que se implican mutuamente y no pueden separarse una de otra».

El ponente centró su intervención en glosar 4 aspectos de la belleza de la transmisión de la vida cristiana: la belleza del testigo (Martyria); la belleza del mensaje (Kerygma); la belleza del servicio (Diakonia) y la belleza de la celebración (Leiturgia).

Y conclujyó su conferencia con una invitación a destacar la belleza del evangelio con un breve manifiesto o decálogo de intenciones que en la acción de gracias de la Eucaristía proclamaron a todos los participantes:
  1. Buscaremos la belleza de Dios por donde estémos, tanto en la naturaleza como en las personas.
  2. Daremos testimonio de la belleza del Evangelio y le ofreceremos con sencillez a nuestros contemporáneos.
  3. Contemplaremos la belleza de la vida de cada niño y joven que se nos encomienda en nuestra labor catequética.
  4. Confiaremos que es bello todo aquello que en el servicio y la estima se nos presenta como una carga desagradable.
  5. Agradeceremos la belleza de las buenas acciones allá donde nos encontremos.
  6. Comunicaremos la belleza del patrimonio cultural religioso que nos han legado los antepasados.
  7. Participaremos en las tradiciones y celebraciones litúrgicas haciendo un espacio y tiempo de belleza y fiesta.
  8. Pondremos belleza en la atención y la acogida cuando nos relacionemos unos con otros.
  9. Dejaremos a un lado la belleza como un mero instrumento para conseguir nuestros fines.
  10. Vamos a crear cosas bellas como hermosa es la Creación.
La celebración de la Eucaristía en la iglesia del Seminario concluyó la Jornada diocesana con el envío catequético por parte del sr. Arzobispo y la distribución de la agenda del catequista que llevaron a cabo el Delegado Mn Elvira y la Subdelegada diocesana, Sra. Mariví Castaño.

Un almuerzo de hermandad en la residencia de la Sagrada Familia de Urgell concluyó la gozosa celebración.