La Iglesia de Urgell invierte a través de Cáritas 112.480 para formar y facilitar volver al trabajo a las personas

El esfuerzo de Cáritas diocesana de Urgell para ayudar a las personas que necesitan una reincorporación al marco laboral tiene un sentido de acompañamiento y de formación; porque esto permite que las personas busquen fórmulas para sentirse más activas y más dignas.

Por un lado, se ha creado una empresa de inserción laboral para que las personas adquieran nuevos hábitos, y por otro lado, el programa laboral de Cáritas ha permitido la formación y la especialización de muchas personas alrededor del obispado.

Se han invertido, en 2018, 112.480 euros para dar formación en informática, jardinería, pintura, en el cuidado de los demás, limpieza, lavandería, camarero, auxiliar de granja, en francés, en seguridad vial, y a través de esta formación 158 personas han podido reinsertarse laboralmente. Los itinerarios de acompañamiento de Cáritas se han intensificado para lograr mejores resultados y se han hecho 1.274 horas de formación. La mayor parte de los usuarios de estos programas tienen entre 25 y 45 años, un 28% tienen más de 45 años.