El miércoles 14 de agosto el Arzobispo de Urgell fue a visitar la Casa de Espiritualidad de las Misioneras Claretianas de Reus, donde está el sepulcro de su Fundadora, la Venerable Madre María Antonia París. Esta Congregación se fundó en Cuba y la primera fundación fuera de la isla fue en Tremp, llamadas por el obispo Caixal, amigo de la Madre París y del Padre Claret.

Desde julio y hasta septiembre tiene lugar un encuentro de Misioneras Claretianas de todo el mundo, ya profesas, para renovar la vocación, con la Vicaria general, Hna. Ana M. Mandrile.

"E.Voc.Ando" es el título del encuentro que ha convocado a un grupo de hermanas de todo los países donde tienen comunidades, 18, y que tiene lugar en Reus. El Arzobispo tuvo un encuentro con ellas y celebró la Eucaristía, después de visitar la Cripta donde está el sepulcro de la Venerable Madre María Antonia París y la Casa de Espiritualidad de Reus.